Trump, entre Tucídides y Kindleberger

Refiero un artículo muy interesante aparecido hoy en The Project Syndicate, este magnífico espacio de debate sobre la globalidad, en el que Joseph S. Nye plantea el dilema de Trump entre las denominadas trampas de Tucídides y de Kindleberger en relación al importante crecimiento de China como una nueva potencia emergente en el mundo.

La fundamentación histórica que supera lo anecdótico y sirve como marco de referencia interpretativo para el análisis del presente y las posibles variables resultantes que den pie al futuro inmediato resultan profundamente aleccionadoras y predictivas, en ello radica la importancia de articulistas tan lúcidos como Kaletsky, Friedman y Nye.

El artículo en cuestión titula “La trampa de Kindleberger”:

 

https://www.project-syndicate.org/commentary/trump-china-kindleberger-trap-by-joseph-s–nye-2017-01/spanish

 

 

 

From Hands to Heads to Hearts, por Thomas Friedman

 

Thomas Friedman es mi articulista predilecto, escribe en el New York Times, trabaja una visión que articula tres ejes fundamentales en el siglo XXI: el desarrollo tecnológico, la sustentabilidad ecológica y el impacto de la hiperconectividad global. Este es un artículo brillante en el que plantea la hipótesis de que la superioridad humana frente al avance tecnológico no está en la capacidad intelectual o productiva, sino en su particularidad emocional y aquello que hace único al ser humano. Un párrafo: “Economies get labeled according to the predominant way people create value, pointed out Seidman, also author of the book “How: Why How We Do Anything Means Everything.” So, the industrial economy, he noted, “was about hired hands. The knowledge economy was about hired heads. The technology revolution is thrusting us into ‘the human economy,’ which will be more about creating value with hired hearts — all the attributes that can’t be programmed into software, like passion, character and collaborative spirit.””